Proyecto Educativo

Entendemos la integración real y efectiva de los niños y jóvenes con necesidades educativas especiales, a la participación en las distintas propuestas que la sociedad ofrece a sus miembros según las distintas etapas de la vida: integración escolar, laboral-social.

Tomando a la escuela en esta función socializadora, pensamos en el desarrollo de la comunicación, en su aspecto generador de conocimientos, como eje principal de este proyecto.

Una participación efectiva implica desempeñar un rol específico y activo dentro de las diferentes propuestas. Para que esta participación sea posible es necesario dirigir las acciones hacia el logro de aprendizajes significativos. Es imprescindible el enriquecimiento de la comunicación en sus distintas formas:

  • en búsqueda de desarrollar la capacidad para afrontar dificultades en la realización de tareas.
  • encontrar soluciones  a obstáculos que se presenten a diario.
  • adquirir el dominio sobre la libertad de cada uno.
  • elegir y decidir.
  • internalizar pautas y normas sociales adaptándose a distintas situaciones y contextos socioculturales.

Comprendemos la  Inteligencia Intrapersonal (Gardner) como "el conocimiento de los aspectos internos de una persona: el acceso a la propia vida emocional, a la propia gama de sentimientos, la capacidad de efectuar discriminaciones entre las emociones y finalmente ponerles un nombre y recurrir a ellas como un medio de interpretar y orientar la propia conducta..."

Esta orientación, se aleja sin duda de la antigua concepción de inteligencia donde el Cociente Intelectual es un dato genético, que no podría ser modificado por la experiencia vital y que el destino de nuestras vidas se encontraría determinado por esta aptitud.

Cómo explicaríamos entonces, que personas con un elevado C.I no logran resolver exitosamente situaciones conflictivas cotidianas, mientras que otras con un modesto o un bajo C.I logran resolverlo sorprendentemente bien.

Esta diferencia radica en el conjunto de habilidades que llamamos Inteligencia Emocional (Goldeman).

La capacidad para poder desenvolverse y lograr la adecuada satisfacción de las necesidades personales en el medio, radica sin duda alguna en un adecuado desarrollo de la Inteligencia emocional, a decir, de aquellas habilidades emocionales que posibilitarán el despliegue de todo saber:

  • el conocimiento de las propias emociones.
  • la capacidad para controlar las emociones.
  • la capacidad de motivarse a si mismo.
  • el reconocimiento de las emociones ajenas.
  • el control de las relaciones.

La propuesta está orientada a:

  • Desarrollar habilidades, estimular la comunicación oral, escrita y gestual en sus aspectos expresivos y comprensivos, trabajando a partir de los saberes previos y experiencias cotidianas e integrándolas a las distintas áreas curriculares.
  • El objetivo es, a partir de la comunicación y sus diferentes canales, acercarnos a la comunidad y lograr integrar la realidad diaria con el saber académico y la cultura en general.

Nuestro desafío radica en ofrecer distintas puertas de entrada a los conocimientos partiendo de las fortalezas de cada alumno y promover el desarrollo de las capacidades latentes.

El  PEI elaborado por todos los miembros de la Comunidad Educativa a partir de la evaluación y detección de necesidades, se concreta mediante  la implementación de proyectos áulicos que los docentes elaboran de acuerdo al nivel escolar, etapa, intereses y posibilidades de sus alumnos articulando los contenidos conceptuales, procedimentales y actitudinales.

Teniendo como eje los objetivos planteados se planifican actividades y  proyectos  que favorezcan la autonomía, la independencia, autovalimiento y expresión de los alumnos,  proporcionando así oportunidades de participar en experiencias significativas que permitan  aplicar y ampliar las habilidades adquiridas, considerando la necesidad de prever la autogestión de los mismos.

El trabajo mediante proyectos jerarquiza el aprendizaje basado en los procesos, la investigación, el descubrimiento y el interés.  Da oportunidad de participar en espacios colectivos donde se ponen en juego el intercambio, la experimentación, la reflexión, la cooperación, el respeto y la búsqueda grupal.